Dedicado a los trolls

Esta entrada la voy a dedicar a todos esos trolls que rápidamente se lanzan a atacar a esta web. 
Me resulta curioso cómo alguien tiene como objetivo incordiar, estorbar e incluso faltar al respeto al resto de personas que escriben en esta web. Es algo que no llego a comprender, y les digo la verdad, me dan lástima. Deben de tener un problema personal grande, un problema fuerte de autoestima, falta de personalidad, no sé, algo, que motiva a una persona a actuar así. 
Un día publiqué un post y me fui a Barcelona a ver a los amigos de allí, y me lo dejé sin darme cuenta para que pudiera escribir en abierto todo el mundo sin indentificarse. Increíble, 77 post de trolls escribiendo y faltando al respeto no sólo al autor de la web, sino a todos los demás.
A continuación tuve que obligar a identificar a la gente, afectando a todos los buenos lectores para que pudieran escribir, pues todavía hay gente que se abre una cuenta, se identifica y sigue incordiando. Creo que eso ya lo puede hacer una mente enferma. Ya no me da vergüenza ajena, sino, me dan lástima, porque para hacer eso hay que estar mal. Pero mal de verdad.
Y ya por último he decidido moderar los comentarios. Antes de ser publicados los tendré que revisar uno a uno. Era lo último que quería hacer, pero viendo lo enfermas que pueden llegar a estar algunas personas es lo que he decidido hacer. Es increíble lo mal que puede estar mucha gente. Lo repito, siento lástima por ellos.
En mi caso no es que me afecte, al revés, me anima porque eso significa que despierto envidia u odio, no lo sé. Pero mientras los lectores de este blog sigan entrando, y siga sobre 5000 lecturas al día, apuntándose a cursos, a webinarios, etc… yo seguiré haciendo esto. Si nadie lo leyera ya habría desaparecido. 
En cuanto a los webinarios lo mismo, a partir de ahora tienen que ser en cerrado por lo mismo. Lo siento por la buena gente que no tiene culpa, pero esto es intratable. Luego se subirán a youtube para que todos (incluso vosotros trolls) podáis leerlo, eso sí, sin incordiar.
Es una pena que alguien que sólo comenta lo que hace, tenga que tomar estas medidas. Pido disculpas al 99.999% de la gente que acude aquí a leer la historia de alguien que camina hacia la independencia financiera. Pero viendo las envidias y odios que despierto, me obligan a hacerlo.
Todo seguirá igual, sólo que moderaré los comentarios. ¿Censura como decía un troll ayer?. Pues sí, me obligan a ello. Este es mi blog y no permito faltas de respeto tanto a este servidor como al resto de personas. Y ya les dije que si por favor el blog no es de su agrado, no entren. Todos seremos más felices.
Lo dicho, les pido disculpas por la moderación de los mensajes que habrá, pero me obligan a hacerlo unas cuantas mentes enfermas.
Y por cierto, yo ni doy lecciones de la vida a nadie ni recomiendo nada. Sólo cuento lo que yo hago. Me consta y sé que hay mucha gente  que le sirve este blog, y por eso seguiré escribiendo. Mientras que haya gente que siga leyendo el blog, el monje paciente existirá, y por mucho que les moleste a los trolls, el monje paciente durará muchos años. Mínimo hasta alcanzar la independencia financiera. Si me critican es porque algo estoy haciendo bien.
Un saludo.
El monje paciente.

47 comentarios en “Dedicado a los trolls

  1. Hola Monje, La verdad es que he vivido la historia desde el principio y es realmente lamentable. Veo que ya has aprendido a aceptar la existencia de esta gente y has encontrado una forma de tratarlo, Sin embargo, ya desde que exiges el inicio de sesión me supone un inconveniente comentar y he dejado de frecuentar el blog. Ya sólo aparezco de forma esporádica. Ya lo de que los trolls se creen cuentas para dar la brasa, me parece increíble. Personalmente creo que esta nueva medida le quita un poco más de miga al blog y lo convierte prácticamente en un lugar en el que la comunicación es en un sólo sentido, empobreciendolo. De verdad lamento mucho que se deba llegar a esto. Te expreso mi apoyo.

    Me gusta

  2. Soy un fiel lector tuyo monje, pero sinceramente creo que aquí te has colado. Es normal que siempre salga algún troll para tocar las pelotas y mas cuando escribes de cara a la galería, es un mal menor al que estas expuesto, si no quieres que te "trolleen" o te critiquen no escribas en Internet.Ahora prácticamente la comunicación, como bien han apuntado en un comentario anterior, es en su solo sentido, el tuyo.Siempre me quedará la duda de si un comentario es censurado por "troll", porque le hagan una critica o porque a usted simplemente no le guste.

    Me gusta

  3. Que les den a los trolls, excelente trabajo y excelente blog en mi opinión. Aunque no creas Monje, a veces llaman trolls por expresar y/o criticar a empresas que van a menos, maquillan resultados con extraordinarios, reducen dividendo, etc. (que por cierto, creo que llevas algunas en cartera)… Un saludo y ánimo

    Me gusta

  4. Querido amigo Sergio, Cuanta más importancia les des más se crecerán, el mejor desprecio según dicen es no hacer aprecio, aunque entiendo lo que llegan a molestar. Una vez tomada esta medida ya no hay marcha atrás,estarán agazapados como cazadores de presa y en cuanto lo vuelvas a abrir entraran de nuevo al ataque, les has elevado de la categoria de ignorados a la de molestos.Que lastima que tengas que perder tu valioso tiempo en esas ingratas tareas en lugar de a lo que te gusta. Un abrazo !

    Me gusta

  5. Bueno, si el blog fuera mio permitiria cualquier tipo de comentario. Soy de la opinion que las personas y mas los que frecuentamos este blog tenemos la capacidad de pensar por nosotros mismos y discernir el grano de la paja sin necesidad de filtros.De todas formas, todo esto que parece una guerra/venganza entre blogeros, a los que estamos fuera del asunto quiza podrias darnos una explicacion del origen de estos odios hacia tu persona. ¿Dinero por las visitas de unos y la perdida de visitas a otros?, ¿Tanto genera esto de los blogs?Saludos

    Me gusta

  6. Triste que tengas que tomar esta decisión, aunque yo la veo justificada. El ruido que generaban era insoportable. Tener que leer bajezas hasta llegar a una respuesta interesante me aburría. Si quieren seguir berreando, nadie les impide vomitar su bilis en sus propios blogs.

    Me gusta

  7. Hola tocayo,ya sabes que te leo desde que escribias como forero de IEB,creo que te equivocas entrando al trapo de los trolls,la censura no es buena,quizas al monetizar tan bien el bolg a la competencia le resultas incomodo y han visto tu punto devil,yo los ignoraria pero es tu blog y tienes derecho a hacer lo que quieras.Algunas entradas gustaran mas o menos pero no dejes de escribir por eso.Un saludo.

    Me gusta

  8. Hola,Monje."EN EL PAIS DONDE EL DEPORTE NACIONAL ES LA ENVIDIA"….que esperabas?aqui al que tiene exito se le intenta desacreditar,al contrario que en USA,donde se le admira y se pone como ejemplo a seguir.contra el vicio de criticar sin fundamento ni respeto,la virtud de ignorar.y como bien dices,es "TU BLOG".anda que si nos cobrases por los consejos y analisis que tanto nos han beneficiado…un saludo.

    Me gusta

  9. Me ha venido a la cabeza una frase de Alejandro Sanz, sí, el cantante, de hace ya muchos años. Se la oí en una entrevista. Tiene que ver con sus inicios, cuando le insultaban bastante, como por ejemplo maric**.Su respuesta: "Supe que había triunfado cuando comenzaron a insultarme".Pues eso.

    Me gusta

  10. Yo hace poco que te sigo, pero apoyo al 100 % la decisión que has tomado respecto a esta gentecilla que, amparada en el anonimato que permite internet, suele perder su tiempo desahogando sus muchas frustraciones y carencias emocionales hacia quienes invierten parte de su tiempo en enseñar a los que queremos aprender.

    Me gusta

  11. Por experiencia en otros blogs, lo que creo que es mejor es ignorar a los trolls.A ellos les da vida que les respondas, lo hacen precisamente para eso.Si les ignoras (tu y todos los que te leemos) al final se cansan y lo dejan porque acaban viendo que su comportamiento es rídiculo. Están pendientes de cada contestación, cuando no tienen ninguna queda en evidencia su patetismo y se suelen ir (dejan de escribir, nunca de leer).¿No has visto que en el momento que se les contesta se envalentonan y salen 2 o 3 más?, actuan en manada y viven de las respuestas que suscitan.Lo peor que se puede hacer es contestarles, no hay mayor desprecio que no hacer aprecio…..Muerto el perro, se acabó la rabia, si no obtienen lo que buscan se cansan y lo dejan.Ignoralos. Lo que más les molesta es que después de un ataque furibundo escribas haciendo un comentario que no tenga nada que ver, como si no lo hubieras leído, haciendoles ver que su comentario ni te roza, estás muy por encima de ellos. Es mi opinión, pero es tu blog y de lo que hagas no tienes por qué dar cuenta a nadie.

    Me gusta

  12. Hola Monje,Soy seguidor de tu blog desde hace tiempo y me sorprende un poco la que se ha liado. En la entrada de la polémica no llegué a ver los comentarios ofensivos (vi algunos críticos, pero sin faltas de respeto; supongo que los ofensivos serían más tarde y cuando volví a ver la entrada ya habían desparecido todos), pero sí que creo que no te merece la pena entrar en estas guerras. Si la vía para evitar estas cosas es la moderación de lo comentarios, me parece correcto. Todo sea por mantener el buen ambiente en los blogs de la comunidad.Lo que si me permites, sí que diría que me parece un error es ir a hacer comentarios contra el supuesto troll a otro blog.Un saludo.

    Me gusta

Escribe un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s